esRadio Albacete

Albacete contará con un Centro de Interpretación de la Tauromaquia de Albacete ubicado en la Plaza de Toros

El arquitecto Jesús Martínez Moraga, el historiador Miguel Lucas y la museógrafa Maite Page desgranaron los detalles de la iniciativa, cuya ejecución se ha dividido en tres fases, en cuyo diseño han trabajado en los últimos meses.

El alcalde de Albacete, Emilio Sáez, y el vicealcalde y concejal de Asuntos Taurinos, Vicente Casañ, presentaron en la tarde de ayer, en el salón de plenos del Ayuntamiento, el proyecto del Centro de Interpretación de la Tauromaquia de Albacete (CITA), que se ubicará en la Plaza de Toros albaceteña.

En la presentación participaron Jesús Martínez Moraga, arquitecto; Miguel Lucas, antropólogo e historiador; y Maite Page, museóloga y museógrafa, que fueron los encargados de explicar los detalles del proyecto en el que estos expertos llevan trabajando meses.

El Centro de Interpretación de la Tauromaquia de Albacete pretende ser un recurso cultural y turístico de la ciudad que complete la red de museos y centros expositivos ya existentes. La intención es convertirlo en un lugar con un gran atractivo tanto para los vecinos de Albacete como para sus visitantes.

Se trata de un espacio novedoso, tanto por su ubicación como por sus contenidos innovadores en la museología taurina y por el tratamiento tecnológico de los mismos. Constará de un recorrido que arrancará desde las mismas dehesas donde se cría el toro de lidia hasta toda la evolución de la tauromaquia experimentada en España y en otros lugares en los que aún pervive.

Sáez Cruz señaló que desde que se inició este mandato se ha trabajado en este proyecto, aunque con la pandemia la iniciativa, como tantas otras, sufrió un obligado parón. También recordó que ya en 2010, siendo alcaldesa Carmen Oliver y contando con el diestro Dámaso González, se puso sobre la mesa la posibilidad de que la Plaza de Toros acogiera un museo taurino.

Red de Ciudades Creativas

El máximo mandatario local destacó que el futuro CITA vendrá a sumarse a la “estrategia de ciudad turística” en la que desde el Equipo de Gobierno se está trabajando en los últimos años. También se pretende que sea un atractivo añadido en esa solicitud que el Consistorio presentará próximamente a la UNESCO para que Albacete sea incluida en la Red de Ciudades Creativas

“Queremos que la Plaza no sólo se visite durante la Feria Taurina, en las corridas a beneficio del Cotolengo y de Asprona o en verano con motivo de los Festivales, sino que pueda ser usable y visitable durante todo el año”, matizó Sáez Cruz. En este sentido, se refirió al ejemplo de Valencia, ciudad en la que, pese a contar con museos tan destacados como el Sorolla, uno de los museos más visitados es el taurino.

Tanto el acalde como el vicealcalde agradecieron el trabajo realizado por Jesús Martínez Moraga, Miguel Lucas y Maite Page, así como la colaboración y el esfuerzo por parte del Servicio de Arquitectura del Ayuntamiento.

Proyecto original e innovador

En su intervención, Casañ subrayó la calidad de esta iniciativa en la que se ha tenido en cuenta hasta el más mínimo detalle. “Se trata de un proyecto original e innovador que también contempla una alta dosis de tradición. En definitiva, queremos poner en valor la Plaza de Toros de Albacete, que no debemos olvidar que es Bien de Interés Cultural (BIC)”, afirmó el vicealcalde y concejal de Asuntos Taurinos, quien hizo hincapié en el gran proyecto presentado.

Los tres expertos que han dado forma a este proyecto explicaron que el objetivo del proyecto museográfico es que los visitantes conozcan en profundidad la historia y el significado de los toros en España. así como que se entiendan los festejos taurinos como un hecho cultural. El proyecto se ha realizado partiendo de una visión antropológica de la tauromaquia que ha tenido un enorme eco y desarrollo en el mundo de las artes, de la literatura, del cine y de la música y que también estarán presentes en este centro.

En el futuro CITA no podía faltar una completa referencia a Albacete y a la provincia en lo relativo a sus toreros, plazas de toros, ganaderías, afición y a otros aspectos de la tauromaquia local.

La urgencia de adaptar la actual enfermería de la Plaza de Toros de Albacete a las nuevas exigencias sanitarias y de espacio, demandadas por la actual legislación y por los profesionales, junto a la necesidad de sanear y consolidar el conjunto arquitectónico, es lo que llevó al Equipo de Gobierno a plantear la necesidad de llevar a cabo un tratamiento integral del coso taurino.

“Vimos que había que poner en valor la propia estructura principal del edificio a través de distintas intervenciones. Con los años, a través de los distintos usos que tiene y las actuaciones que se han realizado, se han ido generando espacios muertos, espacios feos que han roto con la geometría, la unidad y la estructura principal del edificio”, indicó el arquitecto Martínez Moraga en este sentido.

Tres fases

Dada la amplitud de la iniciativa ha sido preciso establecer tres fases diferenciadas de actuación. Así, en primer lugar se procedió a la contratación de los servicios de arquitectura y de museografía que en su día presentaron sus proyectos y que han dado lugar a la iniciativa que se presentó ayer públicamente a autoridades, representantes de las asociaciones de vecinos y de las asociaciones de abonados de la Plaza, críticos taurinos, así como a un amplio abanico de representantes del mundo de la tauromaquia albaceteña, cuya presencia y respaldo agradeció el vicealcalde y concejal de Asuntos Taurinos.

Una vez llevada a cabo esta fase se puede comenzar a trabajar en las siguientes. La segunda fase, tal y como detalló Casañ, contempla el proyecto y ejecución del Centro de Interpretación de la Tauromaquia en la antigua enfermería y la reubicación de los servicios existentes en la actualidad (capilla, oficinas y gimnasio) en otros espacios cercanos.

En esta fase se incluye también la construcción de la nueva enfermería, adaptada a las necesidades y normativa, en los bajos de los tendidos 4 y 5 con acceso directo desde el albero de la plaza y siguiendo las recomendaciones indicadas por los servicios de Patrimonio de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, en cuanto a niveles, simetría y estética del edificio.

Las características generales del proyecto museográfico, tal y como expusieron Jesús Martínez Moraga, Miguel Lucas y Maite Page, están basadas en una visión diacrónica, antropológica y cultural de lo que ha supuesto la tauromaquia en España y su concreción en Albacete y provincia.

La tercera y última fase se centra en la intervención musealizada en los espacios del interior de la Plaza de Toros y en la reestructuración de los mismos. Y es que la Plaza, que se construyó en un tiempo récord de ocho meses y que fue inaugurada el 9 de septiembre de 1917, ha experimentado en los más de cien años de uso modificaciones que, según indicó Martínez Moraga, no siempre han sido acertadas desde el punto de vista patrimonial y tampoco se han realizado en consonancia con el proyecto arquitectónico original de Julio Carrilero y Manuel Sainz de Vicuña.

Tras la presentación algunos de los asistentes a la misma tomaron la palabra para agradecer esta iniciativa y señalar que esperan que, más pronto que tarde, la misma vea se materialice y el CITA sea una realidad.

Publica un comentario

 

 

 

Escuchar esRadio