esRadio Albacete

Pionera intervención quirúrgica de prótesis de cadera en Quirónsalud Santa Cristina Albacete

El equipo de Traumatología del Dr. Castroverde, junto a los especialistas en cadera Dr. García de León y Dr. Plaza, llevó a cabo la primera cirugía de prótesis total de cadera mediante un abordaje pionero que evita desinsertar músculos y favorece una recuperación más rápida. 

Esta técnica novedosa, denominada Abordaje Directo Superior (DSA),  que se ha realizado por primera vez en Albacete en el Hospital Quirónsalud Santa Cristina de Albacete, empezó a utilizarse hace años en Estados Unidos y permite alterar lo menos posible las estructuras importantes, dando como resultado caderas más estables, con prácticamente ninguna luxación. El sangrado y el dolor son mínimos, así como el tiempo de hospitalización.

Uno de los principales problemas de las cirugías de reemplazo de cadera son las complicaciones que surgen al desinsertar los glúteos o los músculos rotatores del paciente para poder llegar al hueso.

Para realizar este primer caso, el equipo del Dr. Castroverde ha contado con la inestimable colaboración del jefe de la Unidad de Cadera del Hospital Universitario del Vinalopó, el doctor Francisco Soler, experto en esta técnica. 

«Gracias a esta forma de acceder a la articulación para colocar la prótesis preservamos la alineación natural de la cadera por lo que dañamos lo mínimo posible músculos y tendones, reduciendo considerablemente el dolor post quirúrgico», explica el doctor Soler.

Esta técnica es una intervención «mucho más conservadora que la colocación tradicional de prótesis que lleva menos complicaciones, como por ejemplo la luxación de prótesis tras su colocación, una de las más frecuentes, puesto que mantiene toda la estructura de la cápsula de la articulación, que hace de sujeción de la prótesis».

Como aspectos más importantes de esta novedosa técnica quirúrgica de cirugía mínimamente invasiva que se ha realizado en Hospital Quirónsalud Santa Cristina destacan que se preservan las partes blandas de la zona afectada y el paciente puede andar en las primeras doce horas tras la intervención

Compartir: