esRadio Albacete

El Pleno aprueba la moción del PP que solicita la creación de un Fondo de Emergencia Energética Municipal para ayudar a los albaceteños a hacer frente al gasto de suministros de energía básicos.

La concejal popular, María Gil, ha manifestado su satisfacción por la aprobación de la moción presentada por el Grupo Municipal Popular al Pleno celebrado esta mañana en el Ayuntamiento, en el que se solicita la creación de un Fondo de Emergencia Energética Municipal, dotado inicialmente con 200.000 euros ampliables en función de las distintas necesidades que se detecten, “para ayudar a hacer frente a los gastos derivados de suministros de energía básicos, como por ejemplo la luz, el gas o el gasoil, a las familias con pocos recursos, así como a las personas en situación de necesidad o vulnerabilidad social, desempleadas, trabajadores en ERTE o los colectivos que, previo estudio por los profesionales de servicios sociales, en su caso se acordase, como así lo están haciendo multitud de ayuntamientos de España que ya han articulado o están articulando ayudas específicas para combatir la pobreza energética”.

Un Fondo “fundamental” que, tal y como ha explicado María Gil, sería complementario al resto de ayudas estatales y autonómicas y apoyaría a las ya existentes dentro del proyecto de Tarifa Social con el objetivo de luchar con más fuerza contra la pobreza energética, sobre todo en los tiempos que vivimos en los que “los españoles y los albaceteños estamos afrontando el recibo de la luz más caro de la historia y también de los más caros en relación a otros países de la Unión Europea”.

Además, el Partido Popular ha solicitado a través de su moción la revisión de una modulación respecto al límite máximo de los ingresos establecidos para poder optar a las ayudas en el Proyecto de Tarifa Social, “cuya eficacia está más que avalada por los datos de solicitudes atendidas año tras año y que no dejan de crecer”, con el objetivo de que un mayor número de familias puedan acceder a las mismas, así como al nuevo Fondo de Emergencia Energética Municipal.

María Gil ha asegurado que “lo importante es solucionar los problemas de la gente y bajando al terreno municipal, a la vista de los estragos en la factura de la luz que llevamos soportando todo el año 2021, récord tras récord, hemos querido ir más lejos proponiendo medidas como las incluidas en la moción”.

La concejal popular ha recordado que desde el Ayuntamiento se ayuda en muchos conceptos a los albaceteños que peor lo están pasando, como con el alquiler, hipotecas, alimentos o leche de bebé, entre otros bienes básicos, y “lo que estamos pidiendo a través de esta moción es que precisamente ahora, cuando la luz y otros gastos por suministros básicos como el gas se están poniendo imposibles de pagar por su alto precio, se cree este fondo de emergencia, se  modulen los requisitos para acceder a la Tarifa Social y se articulen nuevas convocatorias para llegar a más personas y familias que lo necesiten, ya que con el tarifazo eléctrico están viendo sus bolsillos al límite”.

María Gil ha explicado que el incremento de la factura de la luz ya se percibe en el encarecimiento de productos básicos de la cesta de la compra, al igual que la gasolina, el diésel o en el precio del gas que se ha duplicado, asegurando que “esta situación va a repercutir en el empobrecimiento de las clases medias y trabajadoras”.

La concejal popular ha señalado que “es necesario y urgente adoptar otras medidas coyunturales que contribuyan a un abaratamiento mucho mayor de la energía”, una vez que “las nuevas medidas aprobadas por el Gobierno del señor Sánchez son insuficientes, llegan tarde y no resuelven los problemas. Una ineficacia que incluso denuncian sus propios socios y los sindicatos de los trabajadores”.

Ante esta situación, María Gil ha recordado las propuestas que el Partido Popular ha puesto encima de la mesa para lograr bajar el importe de la factura de la luz, recordando que “hemos presentado en el Congreso de los Diputados una Proposición de Ley para rebajar un 20 por ciento el precio de la luz, sacando los costes no energéticos, usando los ingresos de las ventas de los derechos de emisión de CO2 para pagar directamente a los consumidores más vulnerables, suspendiendo además de forma inmediata el impuesto de generación eléctrica y consolidando la rebaja del 10 por ciento del IVA de la electricidad”.

En opinión de la concejal popular, “con 6.000 personas en ERTE en Castilla-La Mancha y un 30 por ciento de su población en riego de pobreza y exclusión social, lo que supone un 13 por ciento más que la media nacional, son razones más que suficientes para seguir trabajando para mejorar el día a día de muchas personas y familias de Albacete”.

María Gil ha agradecido al resto de grupos políticos su voto a favor de la moción presentada por el Grupo Municipal del Partido Popular, apelando a la voluntad de todos para materializar estas medidas lo antes posible en beneficio de los albaceteños que peor lo están pasando.

Compartir: